El verano tiene una gran cantidad de beneficios. Nos relajamos durante las vacaciones, disfrutamos más del día y tenemos una mayor cantidad de planes que hacer durante los meses estivales. La llegada de los primeros rayos solares, implica que necesitemos proteger de manera específica el pelo para evitar daños mayores. En este artículo os explicaremos cómo debéis cuidar el pelo para tener la melena perfecta.

 Es importante hidratar nuestro cabello con mascarillas y champús libres de sulfatos

 Un aspecto lógico es que nos preocupemos por cuidar nuestro pelo, especialmente durante la estación del verano. Con la exposición de los rayos de sol, el cabello tiende a quemarse de manera más fácil, cambiar la textura, debilitarse o disminuir el color. Para impedir que todo esto pueda ocurrir y que el pelo luzca peor de lo que queremos, es importante seguir una serie de consejos de cuidados del cabello en verano para que el pelo esté perfecto y sano.

 En primer lugar, deberemos mantener la cabeza cubierta. Para conseguirlo, podemos utilizar sombreros o pañuelos para darle también un toque chic a nuestro estilo mientras ayudamos a proteger el cuero cabelludo de los rayos UVA/UVB. En caso de que tengamos problemas de alopecia , la acción será más que necesaria cada vez que asistamos a la playa.

 Por otro lado, un cabello hidratado ayudará a tener una mayor protección y fuerza frente a otras agresiones externas como son los rayos UVA. Por ese motivo, es aconsejable que durante la rutina del cabello aprovechemos el hecho de nutrir el pelo con la ayuda de mascarillas. Todo ello, utilizando también champú libre de sulfatos y compuestos de ingredientes naturales.

 En verano es más complicado conseguir un cabello hidratado, por lo que es recomendable optar por un tratamiento hidratante de medias a puntas antes de que acudamos a la playa. De esta manera, conseguiremos una película protectora en el pelo. No debemos olvidarnos del uso de protector solar en nuestra melena. Es muy importante protegerla piel y el cuero cabelludo, ya que es una zona que necesitará este tipo de cuidados. Podemos elegir entre gran variedad de protectores para el pelo y así, frenaremos los rayos del sol, hidrataremos y nutriremos el cabello.

 A la hora de entrar al agua de mar, es importante mojarse el cabello antes para que no entre en contacto directo con la sal o el cloro. Así, disminuiremos la penetración que pueda haber. Por otra parte, es aconsejable aclararlo tras un día de playa para que la sal se vaya de nuestro pelo. A la hora de aclararlo, es preferible hacerlo con agua fría para favorecer la circulación sanguínea del cuero cabelludo, eliminar residuos y conseguir brillo.

 En verano, lo mejor es que dejemos el cabello secando al aire. Evitaremos así el uso de secadores y planchas para evitar que dañe nuestro pelo. En caso de usarlo por prisas, optaremos por el modo frío o temperatura media. Siguiendo esta serie de tips, observaremos cómo nuestro pelo sigue luciendo sano y perfecto durante el verano.